viernes, 11 de febrero de 2011

Fábula de los dos leñadores

Dos hombres se fueron al monte y se dedicaron todo el día a cortar leña. Uno de ellos trabajó durante toda la jornada sin detenerse ni un solo momento a descansar, y junto una pila de troncos bastante grande.
El otro trabajó durante lapsus de 50 minutos, parándose 10 minutos a descansar cada hora, sin embargo juntó una pila más grande de troncos que el primero.

- ¿Cómo has podido cortar tanta leña? - preguntó el hombre que trabajó sin descansar.

Y él le respondió:

- Mientras descansaba afilaba el hacha.