jueves, 7 de marzo de 2013

Perfección

Cuando un hombre espera por la mujer perfecta, la culpa es de Playboy. Cuando una mujer espera por el hombre perfecto, la culpa es de Disney.