sábado, 13 de octubre de 2012

No se lo merece

El cerebro es el responsable de todas las emociones, pero siempre es el corazón el que se lleva el mérito.