lunes, 26 de diciembre de 2011

No lo puedes comprar

No puedes comprar el amor... al menos con tu salario.